Caña de bambú. Cuidados.

La caña de bambú o bambú de la suerte es capaz de sobrevivir en las condiciones más inhóspitas: con poca luz, sin apenas humedad ambiental, con mala calidad de aire… Según la tradición china, esta planta atrae la suerte y mejora el flujo de energía en el lugar donde está. Aunque se venden en pequeños recipientes con agua, lo ideal es mantenerla en un jarrón con agua o cambiarla a una maceta con sustrato, donde sobren alrededor unos 5 cm. Es de crecimiento lento, por lo que no necesita apenas cambio de maceta.

 

COLOCACIÓN

La temperatura que aguanta es la estándar de las casas o pisos de hoy, de 18 a 24ºC, y la luz que le gusta es la indirecta, aunque en un sitio bien iluminado. Es objeto de montajes decorativos o ikebana, aunque para ello hay que forzar su crecimiento con luz para que sus tallos adopten intrincadas geometrías. Simplemente girando la maceta de vez en cuando se consiguen algunas de estas formas.

 

RIEGO

Si mantenemos en un jarrón con agua, lo ideal es mantener el agua siempre limpia. Si se vuelve turbia o sucia, es hora de cambiarla porque posiblemente esté afectando a la planta a causa del crecimiento de bacterias. Si la tenemos en maceta con sustrato, la frecuencia de riego deberá ser mayor en verano que en invierno. Es necesario regar las plantas de bambú con regularidad, siempre que la capa superior del suelo este seca. Una simple indicación de la falta de agua es el enrollado de las hojas.

 

ABONADO

Cada dos meses aproximadamente, puedes alimentar ésta planta con un fertilizante suave.

 

OTROS CUIDADOS:

– Si las hojas se vuelven amarillas: quita las hojas justo antes de que se extienda al resto de la planta. Puede ser un problema de mucha luz o si estás utilizando el agua del grifo, cambia a destilada. Evita usar demasiado fertilizante.

– Si los tallos están demasiado blandos o marrones: significa que el tallo se está pudriendo, retíralo del recipiente de inmediato y cambia el agua. Puedes tratar de salvar la parte superior del tallo cortándolo.

– Si los bordes de las hojas son de color marrón: el aire es demasiado seco o el agua no se filtra lo suficiente; aunque también puede estar provocado por un exceso de fertilizante.

– Si el tallo se torna amarillo: causado por un exceso de fertilizante. Quita el tallo de la maceta o recipiente si crece con otros tallos y deja que crezca por sí mismo por un tiempo. Devuelve el tallo con los otros si recupera su salud; esto es para evitar afectar a los demás tallos en caso de que uno de ellos esté muriendo.

 

CURIOSIDADES:

El bambú de la suerte se asocia con la práctica del Feng Shui porque la planta es muy resistente y simboliza la buena salud. Se considera que trae más suerte cuando se recibe como regalo.

En función de los tallos que tenga la planta, se establece que sirve para atraer la suerte en determinados aspectos de la vida. Puedes fijarte en la siguiente guía:

  • 1 tallo: vida simple.
  • 2 tallos: amor, suerte doble.
  • 3 tallos: felicidad, buena suerte, longevidad.
  • 4 tallos: prevenir la enfermedad.
  • 5 tallos: riqueza, salud, creatividad, entusiasmo.
  • 6 tallos: salud, felicidad, armonía.
  • 7 tallos: salud.
  • 8 tallos: crecimiento, riqueza, prosperidad, abundancia, éxito en los negocios.
  • 9 tallos: buena fortuna, más suerte.
  • 10 tallos: la perfección completa.
  • 21 tallos: poderosas bendiciones.
 

En Floristería Molina casi siempre tenemos esta planta a su disposición. Pregunta a Ana. Si no tiene, en unos días la tendrás en casa.

2 Comentarios

  1. Eva

    Me gustaría saber que costaría algo parecido a lo de la foto, lo vendéis ya en su tiesto? Con piedras etc…
    Cuál sería el precio??
    Muchas gracias

    1. Ana Molina Autor del post

      Hola Eva,
      tal como está en la foto no la tenemos actualmente. Si tenemos varas de caña de bambú sueltas, sin tiesto.

      Gracias y un saludo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.