Azalea. Cuidados.

Estamos ante una planta que no es tan fácil de cultivar como otras, aunque si la cuidas disfrutarás de sus espectaculares floraciones durante muchos años. Merece la pena.

COLOCACIÓN.
Si está dentro de casa, ponla en un sitio con mucha luz. En el jardín, está mucho mejor en sombra o semisombra que a pleno sol.

RIEGO
La azalea necesita mucha agua, por lo menos, en interior. Y cuando está en flor, más todavía. En el jardín, bastante menos.
Una buena solución es colocar la maceta sobre un plato con agua, que debes vaciar un par de días a la semana para que descanse. En invierno riega menos pero también tiene que tener agua. Otra forma es regando por inmersión, es decir, metiendo la maceta en un cubo lleno de agua templada durante media hora.

ABONADO
Echa un poco de fertilizante cada 15 días durante la floración.

PODA
NO la podes en invierno, sino cuando termine la floración.
La poda consiste en cortar todos los ramos del año ya florecidos dejando sólo 2 ó 3 yemas axilares. De estas yemas surgirán brotes que al año siguiente darán en la punta una flor.

No hay comentarios todavía.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.